Revelan negociazos que tienen las iglesias en Colombia y con los que hacen buena plata

Luego de que se aprobara en primer debate el proyecto de ley que busca que las iglesias y cultos religiosos paguen impuestos, se han dado a conocer las monumentales ganancias que generan estos establecimientos en Colombia.

Según cifras de la DIAN, entre el 2019 y 2020, las iglesias y cultos religiosos en Colombia registraron ingresos brutos por $4,7 billones y $ 4,1 billones. Además, se calcula que en esos mismos años su patrimonio bruto ascendió a $13,5 billones y $12,5 billones, respectivamente. Entretanto, su patrimonio líquido fue de $ 12,3 billones y $ 11,4 billones.

Al parecer, los ingresos provienen de comercios tales como peluquerías, cafeterías, librerías, hoteles, centros vacacionales, parqueaderos, estaciones de radio, canales de televisión, entre otros.

Según la Representante a la Cámara, Katherine Miranda, quien formuló el proyecto de ley, las iglesias utilizan su actividad económica principal para crear una red de negocios sin pagar impuestos. .

“En un Derecho de Petición que envié a la DIAN, encontré que han reportado 116 actividades económicas diferentes a la principal, dedicándose hoy a actividades bastante particulares que no serían propio de una iglesia como cría de ganado bovino y bufalino, limpieza de instalaciones industriales, tecnología satelital, servicios jurídicos entre otros”, afirmo Miranda.

Colombia es un Estado laico.

Si una iglesia no cumple función social y lo único que hace es amasar fortunas, pues que paguen impuestos.

Hoy son empresas electorales que se lucran de incautos.

En la reforma tributaria nos vemos. 😉

¿Cuánto tendrían que pagar las iglesias en impuestos?

Actualmente, las iglesias y cultos en Colombia se encuentran exentos del impuesto a la renta e impuestos municipales. Además, las actividades que realizan no están gravadas con el impuesto sobre el valor Añadido IVA. Según el artículo 23 del estatuto tributario vigente, las iglesias tienen regulada la exención tributaria mientras garanticen a la DIAN la transparencia en la gestión de sus recursos.

Sin embargo, con la aprobación del proyecto de ley se prevé que las iglesias del país paguen un impuesto del 20% sobre la renta. La contribución se aplicaría únicamente a las actividades comerciales, excluyendo así las relacionadas con la labor social y religiosa.

Según el economista colombiano Javier Mejía, con las rentas de estos establecimientos sería posible recaudar cerca de 1,8 billones de pesos que ayudarían a cubrir el hueco fiscal del país.

¿Qué sigue en el proceso?

El proyecto de reforma tributaria surtirá su segundo debate tanto en la plenaria de Cámara de Representantes como en el Senado de la República. Si ambas cámaras del Congreso lo aprueban, el impuesto quedará firme. “Como Presidenta de la Comisión Tercera de la Cámara de Representantes realizaremos una segunda jornada de audiencias públicas, en las que no sólo debatiremos este impuesto sino que continuaremos profundizando el diálogo ciudadano con todas las iniciativas de la reforma tributaria”, anuncio la Representante a la Cámara, Katherine Miranda.