martes, abril 23, 2024
Judicial

Presunto asesino de niño de cinco años podría quedar en libertad

El día martes 4 de octubre Gabriel González Cubillos fue capturado en medio de un retén de la Policía de Tránsito, en el kilómetro 23 de la vía Girardot Melgar, en el sector conocido como La Yucalá y trasladado al corregimiento La Esmeralda, en el Tolima, por el delito de cohecho, es decir, por intentar sobornar a los policías y escapar a otra ciudad.

Eso quiere decir que aún no hay una orden de captura por el presunto delito de homicidio por la muerte del niño Gabriel Esteban González Rodríguez de solo cinco años en el hotel Del Rey en Melgar (Tolima).

De hecho, se supo que anoche se esperaba una orden de captura por homicidio mientras Gabriel padre esperaba internando en los calabozos de Girardot, Cundinamarca a donde fue trasladado.

EL TIEMPO también puedo determinar que se requiere urgentemente del informe del Instituto Nacional de Medicina Legal que se desprende de la necropsia del cadáverpara que se confirme si la muerte del niño se produjo o no por asfixia mecánica para así proceder con la orden de captura, pero por el delito de homicidio. Este informe se le entrega al fiscal del caso.

Después de que esto suceda se tendrá que llevar acabo el procedimiento de legalización de captura, la audiencia para determinar si el presunto asesino queda o no recluido en una cárcel y, posteriormente, las demás audiencias del caso. El temor es que el padre de niño asesinado pueda quedar en libertad de no llevarse a cabo y de manera eficaz todas las diligencias.

Un experto en este tipo de casos explicó que le preocupa mucho la forma de proceder en este caso porque lo que se está legalizando es la captura por el delito de cohecho o también conocido como soborno, coima o mordida, en el ámbito del derecho. Es un delito que consiste en sobornar a una autoridad o funcionario público mediante el ofrecimiento de una dádiva a cambio de realizar u omitir un acto inherente a su cargo.

En cuanto al la orden de captura por homicidio el experto también coincide en afirmar que es necesaria la necropsia que determina las causas de la muerte del menor. “Este informe de Medicina Legal es muy importante porque de ahí se desprende la estructura del delito de homicidio. Con eso sí se puede solicitar la orden de captura”.

El problema, dice, es que para poderlo capturar por homicidio hay que dejarlo en libertad porque el cohecho no da para medida de aseguramiento privativa de la libertad. “Tienen que hacer efectiva la libertad, que entre en libertad”. Si esto no sucede, explica, se puede caer la captura. “La Corte dice que se debe hacer efectiva la libertad para recapturarlo. El problema es que se escape”.

Para el caso podría haber sido mejor esperar a que existiera la orden de captura por homicidio y ahí sí capturar a Gabriel González Cubillos por, presuntamente, haber asesinado a su hijo.

La otra opción es que apenas le den la libertad revisen si ya existe otra orden de captura y legalicen la misma. “Por eso creo que van a tener que darle la libertad”, dice el experto.

En todo caso si se logra la captura por el delito de homicidio luego procedería la legalización de captura, la formulación e imputación de cargos e imponer la medida de aseguramiento.

No hay muchas posibilidades de que Gabriel González Cubillos se entregue porque esta clase de delitos contra menores de edad no tienen rebaja de penas.