sábado, julio 20, 2024
ActualidadJudicial

Capturan a presunto asesino de niño de 12 años que había sido testigo de un robo en Antioquia

La Fiscalía General de la Nación reveló que el niño de 12 años que fue asesinado en medio de un retén ilegal en el departamento de Antioquia en el mes de agosto fue baleado porque presenció el robo que se estaba cometiendo en ese momento en la vía que conduce del municipio de Tarso hacia Pueblorrico. Este crimen estremeció al país.

La víctima fue identificada como Jean Carlos Muñoz Zapata. Él se estaba movilizando en una motocicleta junto a uno de sus tíos cuando fueron sorprendidos por un grupo de encapuchados fuertemente armados. Ellos instalaron un peaje irregular para arrebatarles las pertenencias a todo aquel que cruzara a esa hora por este eje vial de la región.

Al parecer, ante las intimidaciones que estaban recibiendo, el niño descendió del vehículo y empezó a correr. En ese momento, le dispararon por la espalda. Una vez se ejecutó el homicidio, los sujetos escaparon del sitio. Desde entonces, la Gobernación de Antioquia ofreció una recompensa de 30 millones de pesos para dar con los responsables.

Tuvieron que pasar cuatro meses para que el proceso de la investigación diera resultados. En las últimas horas, las autoridades judiciales capturaron a un hombre que sería el principal sospechoso de cometer este homicidio que encendió las alarmas por el terror que estaban creando las organizaciones delincuenciales en el suroeste del departamento.

El ciudadano, de 45 años, fue detenido en el mismo sector donde habría protagonizado el asesinado del menor de edad. El material probatorio recopilado por el ente de acusación facilitó la imputación de cargos por el delito de homicidio agravado y porte ilegal de armas. En consecuencia, un juez de la República tomó la decisión de enviarlo a la cárcel.

La hipótesis que habría motivado a este hombre a disparar es escandalosa. Un fiscal aseguró que Jean Carlos Muñoz Zapata murió violentamente porque fue testigo del hurto cometido, supuestamente, por el hoy procesado. Es decir, lo habría matado porque reconoció el rostro que estaba cubierto con la capucha esa noche de agosto.

El gobernador de Antioquia, Aníbal Gaviria Correa, celebró a través de su cuenta de Twitter el resultado operación que fue revelado este 15 de diciembre por la Fiscalía General de la Nación porque su entidad acompañó el dolor de la familia de la víctima y, en ese momento, les anticipó que iniciarían la búsqueda de los homicidas del niño.

“El crimen de Pueblorrico de Jean Carlos, un niño de 12 años, nos golpeó como sociedad. Nos comprometimos a que no quedaría impune. Hoy agradecemos a la Policía, el Ejército y la Fiscalía la captura de alias ‘Rubén’, presunto autor del asesinato. Cero impunidad. Unidos por la vida”, redactó el mandatario por medio de sus redes sociales.

El ente de acusación en esta región del país indicó que, en lo que va corrido del año, cerca del 63 por ciento de las violencias perpetradas contra los menores de edad cuentan con un responsable. Frente a las estadísticas de 2021, hay un incremento de esclarecimiento superior al 45 por ciento, en esa lista de delitos hay crímenes estremecedores.

Por ejemplo, se reafirmó que el niño Maximiliano Tabares sí murió violentamente y los principales sospechosos son los integrantes de una secta satánica que operaba entre los municipios de Remedios y Segovia. Entre los capturados se encuentra su madre, abuela y padrastro, este último sería el líder del grupo que habría sacrificado al menor.

El informe practicado por el Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses fue revelado este jueves: “Se determinó que la muerte del menor se produjo por trauma cráneo encefálico producido por objeto contundente y, en consecuencia, en los próximos días adicionará cargos por delitos como homicidio agravado, entre otras”.

SEMANA